Tarta "tatin" de manzana sin gluten (100% harinas)



La famosa tarta "tatin", tan fácil y tan resultona. Asequible para todos aquellos que decís que sois torpes en la cocina. Animaos con esta maravilla, la cual además es sin gluten y ya tenéis el postre o una sorpresa para alguien querido o a quien agasajar. 

Según el Larousse Gastronomique, la tarta tatin es una tarta de manzana que se hornea por debajo de una masa de pastelería y que se sirve dada la vuelta. La tarta tatin original se hace con una base de caramelo, la cual combinada con el sabor de las manzanas cocinadas en mantequilla sobre una sabrosa masa de pastelería crujiente le valió la reputación a las hermanas Tatin, responsables del hotel-restaurante Lamotte-Beuvron. Sin embargo, esta tarta "del revés" elaborada con manzanas o peras es una antigua especialidad de la Sologne (Valle del Loira) y se puede encontrar fácilmente en la zona Orléanais francesa (Orleans, Chartres y Bois). Concluye el Larousse diciendo que esta tarta fue servida por primera vez en el Maxim's donde sigue siendo una especialidad a día de hoy.

Se me ha ocurrido versionar esta tarta tatin con una receta que sólo contiene harinas, sin almidones ni premezclas. Está increíble de sabor. Para mi gusto ha quedado un poco seca, pero se podría mejorar con un poco más de yogur en la masa o un poco menos de harina.


Si la queréis hacer en versión "sin  lácteos" sólo tenéis que sustituir la mantequilla por una margarina 100% vegetal.


INGREDIENTES para 10 porciones
  • 1,5 manzanas de tipo Royal Gala (las que había en casa)
  • La ralladura y el zumo de medio limón
  • 1 cucharadita de postre de canela en polvo 
  • 75 g de mantequilla a temperatura ambiente
  • 150 g de azúcar moreno
  • 35 g de harina de avena o copos de avena molidos (Glebe Farm, Bauckhof)
  • 190 g de harina de arroz (yo he mezclado 90 g de harina blanca de arroz y 100 g de harina integral de arroz que tambén podéis moler en casa)
  • 1 puntita de cucharilla de postre de goma xantana 
  • 1 cucharadita colmada de polvo químico para hornear tipo "Royal" (7 g)
  • 1 yogur de soja Sojasun (que contiene 100 g) ó cualquier otro yogur
  • 2 huevos medianos
  • (opcional) esencia de vainilla

 
ELABORACIÓN

Necesitaremos un molde de unos 23 cm de diámetro. Yo he empleado uno de silicona de Tefal que no uso mucho, pero que en este caso me ha venido muy bien.

Mezclaremos las harinas con el polvo químico para hornear, la goma xantana y la ralladura de limón. Reservamos. 


Cortamos las manzanas en cuartos. Quitamos el corazon, pelamos y cortamos en gajos no demasiado finos. Echaremos el zumo de medio limón encima de los gajos para evitar que se oxide la manzana y además, aromatizamos con el sabor del limón. Reservamos.

Preparamos el molde. Untaremos el molde con parte de la mantequilla total de la receta y encima espolvorearemos dos cucharadas del azúcar total de la receta junto con la canela en polvo. Encima iremos colocando los gajitos de manzana como si se tratara de una tarta de manzana.

Preparación del relleno

Si utilizáis un robot amasador, emplearemos la pala amasadora. En la cubeta del robot echamos la mantequilla, la mezcla de harinas, y el azúcar. Mezclamos un minuto a velocidad 2-3 y quedará como grumos y harina sin integrar. No preocuparos. Añadimos el yogur y entonces es cuando la masa ya se va a integrar totalmente. Toca el turno a los huevos. Los incorporaremos de uno en uno y mezclamos durante unos 2 minutos. Si queremos aromatizar con vainilla echamos la esencia o aroma de vainilla y mezclamos. 

Si mezcláis a mano: echad en un bol las harinas, la mantequilla, el azúcar y el yogur y batid bien con una espátula hasta que tengáis todo bien mezclado. Por último incorporad los huevos y la esencia de vainilla si queréis aromatizar la masa.

Precalentaremos el horno a 180º C. 

Echamos la crema de nuestro relleno sobre el molde alisando suavemente con una espátula. Introducimos al horno.



Horneado: 

Posición a media altura en el horno con calor arriba y abajo a unos 170º C.
Tiempo total de horneado: 30 minutos (o un poquito menos según el horno)

Podemos comprobar que está hecha introduciendo una aguja o brocheta y si sale limpia tras pinchar la masa, ya sabremos que está lista. 

Sacamos del horno y desmoldamos sobre un plato. Si se quedan trocitos de manzana adheridos al molde, los cogéis con cuidado con una cuchara y los colocáis sobre la tarta. 




VALOR NUTRICIONAL por porción servida: 
  • Energía: 227 kcal
  • Hidratos de carbono totales: 36,4 g (3,5 raciones de HC), de los cuales
    • Azúcares: 18 g
    • Fibra: 1,4 g
  • Proteínas: 3,5 g
  • Lípidos totales: 8 g, de los cuales
    • Grasas saturadas: 4,3 g
    • Grasas monoinsaturadas: 2,2 g
    • Grasas poliinsaturadas: 0,6 g
    • Colesterol: 58 mg
  • Minerales: Destacable el aporte en manganeso (35% de las necesidades diarias), fósforo (10%) y selenio (7%). En menor medida aporta hierro, zinc y magnesio (5% de las necesidades diarias). 
  • Vitaminas: Bajos aportes (5% de las necesidades diarias) de vitamina A, C, tiamina, riboflavina, niacina y vitamina B6.

Esta tarta tatin no es de los postres más calóricos. Tiene un aporte energético moderado con alto contenido de azúcares sencillos (2 raciones del total de 3,5 raciones de HC provienen de los azúcares sencillos). Las personas con diabetes pueden sustituir el azúcar por edulcorantes aptos para hornear con el objetivo de rebajar el contenido en azúcares sencillos de la receta. Este postre tiene ventajas; contiene fibra y pocas grasas (no llega a 10 g de grasas por porción). 


Me parece un postre interesante por la presentación que incluye una fruta y  harinas integrales. Y además es una receta sin gluten apta para celíacos. Otra para la lista de #singluten.

No dejéis de probarla porque os va a encantar.  

#SINsepuede

0 comentarios

Publicar un comentario