Bizcocho de calabaza sin gluten (83% harinas y 17% almidones; 100% basado en productos vegetales)




La receta original es de Vegan Richa. Yo la he adaptado a mi estilo y a la disponibilidad de ingredientes en mi casa.

INGREDIENTES
  • 160 g de harina de arroz integral (molido en casa)
  • 40 g de harina de maíz
  • 40 g de fécula de patata
  • 70 g de almendra molida
  • 1 cucharadita colmada de impulsor químico Royal
  • 1/4 de cucharadita de bicarbonato sódico
  • 2 cucharaditas de una mezcla de especias (canela, nuez moscada, jengibre y clavo; todas en polvo y molidas)
  • 200 g de calabaza asada
  • 100 g de azúcar moreno
  • 1 plátano mediano (90 g ya pelado)
  • 1 cucharadita rasa de psyllium (Rettenmaier Ibérica)
  • 2 cucharadas de aceite de oliva
  • 1 cucharadita de vinagre
  • Relleno (opcional): Un puñado de orejones secos troceados. Otras opciones: frutos secos, chocolate, naranja confitada, etc




ELABORACIÓN

Precalentamos el horno a 180º C.

Untamos un molde de 20 cm de largo con aceite y lo espolvoreamos con harina de arroz.

Con thermomix: En el vaso mezclamos todas las harinas, almendra molida, royal, bicarbonato, especias y psyllium a velocidad 10 durante 6 segundos. Reservamos.

En el vaso trituramos la calabaza, plátano, azúcar, aceite y vinagre a velocidad 4 durante 20 segundos. Incorporamos la mezcla de harinas que teníamos reservada durante unos segundos a velocidad 3 y la terminamos de mezclar a mano con una espátula.

Sin thermomix mezclamos harinas, almendra molida, royal, bicarbonato, especias y psyllium en un bol y reservamos. Con ayuda de una batidora o con ayuda de un tenedor trituramos calabaza y plátano. Echamos el puré al bol donde están las harinas reservadas e incorporamos el aceite, azúcar y vinagre y mezclamos con una espátula.

Vertemos esta mezcla en el molde poniendo los trocitos de orejones a medida que depositamos la mezcla. Alisamos con la espátula y metemos en el horno a altura media.

Tiempo total horneado: 55 minutos (a 170-160º C).

Sacamos y desmoldamos. Dejamos enfriar completamente sobre rejilla.

Está espectacular. Es de textura flexible y de un sabor increíble.


VALOR NUTRICIONAL por porción de 50 gramos
  • Energía: 125 kcal
  • Hidratos de carbono: 22,6 g (2 raciones de HC), de los cuales: 
    • Azúcares sencillos: 8,5 g (1 ración HC)
    • Fibra: 1,7 g
  • Lípidos totales: 3,4 g, de los cuales:
    • Grasas saturadas: 0,4 g
    • Grasas monoinsaturadas: 2,2 g
    • Grasas poliinsaturadas: 0,7 g
  • Proteínas: 2 g
  • Minerales: Con una rebanadita de 50 gramos quedarían cubiertas: 28% de las necesidades diarias de manganeso, 7% de magnesio y fósforo, 5% de cobre y 3% de hierro y zinc.
  • Vitaminas: Se aportan el 15% de los requerimientos de vitamina A, 6% de vitamina E y vitamina B6 y 5% de tiamina y niacina.
Comentario de la Dietista-Nutricionista:  Una opción de desayuno con un aporte moderado de calorías e hidratos de carbono y bajo de grasas. Cero colesterol y un correcto aporte de vitaminas y minerales a destacar manganeso, magnesio, fósforo y vitamina A

#SINsepuede

4 comentarios

  1. Que pintorra!!!!!!!
    Lo haremos que ya están las calabazas a buen recaudo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Aupa Cecília!
      Yo también repetiré que éste ya se ha acabado.
      Buenísimo y tierno hasta hoy (que se ha terminado).
      Besos

      Eliminar
  2. Lo has vuelto a hacer, Teba: nos has vuelto a sorprender gratamente con un estupendo bizcocho y además, muy acorde a la temporada otoñal. Yo sin falta lo hago en el puente de la próxima semana!!
    Muchas gracias por la receta.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Cristina!
      Este bizcocho es muy bueno además de tener un perfil bastante saludable.
      Yo repito este finde :-)
      Muchas gracias a ti por el comentario

      Eliminar